INSTALACIONES: cómo salir de la crisis del Covid-19 con éxito

INSTALACIONES: cómo salir de la crisis del Covid-19 con éxito
Instalaciones

 

En esta situación de crisis en la que nos encontramos actualmente, todos los sectores se van afectados económicamente en mayor o menor medida. Uno de los sectores más perjudicados es el deportivo, en especial los clubs e instalaciones deportivas.

 

La distancia de seguridad, las aglomeraciones de deportistas en las salas de  fitness o cardio y la higiene necesaria para mantener los vestuarios y las piscinas en condiciones de uso favorables, son factores que pueden hacer que la reapertura de las instalaciones deportivas se prolongue más tiempo que en otros sectores.

 

La respuesta de las instalaciones ha tenido que ser rápida y positiva para los socios, y la mayor parte de ellas han optado por dejar de cobrar la cuota mensual durante el confinamiento y han desarrollado estrategias para mantener activos a sus deportistas, bien enviándoles programas de entrenamiento online o con entrenamientos en directo por diferentes medios como youtube o redes sociales.

 

Esta acción valorada muy positivamente por los socios puede tener efectos muy negativos para las instalaciones. Hay que tener en cuenta que es muy probable los deportistas se hayan visto afectados económicamente debido a que los sectores en los que trabajan también hayan cerrado sus puertas, y se están acostumbrando a entrenar en sus propias casas. Hoy en día, existen apps de fitness muy sofisticadas y con entrenamientos creados por muy buenos profesionales cuyo coste anual es el mismo que la cuota mensual de una instalación deportiva o incluso gratuitas. De ahí que muchas instalaciones y clubs se encuentren con muchas bajas en un corto período de tiempo.

 


Ofrecer productos premium

puede ser la clave para salir

victoriosos y reforzados de esta crisis.


 

Esto también puede ocurrir en las instalaciones que están muy centradas en la natación, sus nadadores ahora están entrenando cardio, musculación e incluso yoga en casa. Obviamente, los que son realmente nadadores, los triatletas y las personas que nadan por motivos de salud, están deseando de volver a la piscina, pero las personas que están empezando o tienen poca experiencia , quienes pagan un coste adicional por los cursos de iniciación y perfeccionamiento de natación a los que se inscriben, pueden perder su interés en este deporte. Esto implica que los mencionados clubes corren el riesgo de perder una importante fuente de ingresos procedentes de este perfil de clientes.

 

Las instalaciones van a tener que readaptarse a esta situación tan cambiante. Una buena opción es ampliar el abanico de servicios con nuevos y mejores productos que los que actualmente ofrecen, por ejemplo, formando a sus entrenadores con otros sistemas de entrenamiento, habilitando una zona del gimnasio para crossfit o incluso ofreciendo productos nuevos basados en biomecánica.

 

La biomecánica, muy utilizado en deportes como el ciclismo, la carrera a pie y el fitness, rara vez se utiliza en cursos de natación. Es por ello, que para las instalaciones optar por este nuevo “producto Premium” puede suponer una nueva alternativa muy atractiva tanto para sus socios habituales, suponiendo un buen reclamo para su fidelización, a la vez que resulta un punto fuerte para a captación de nuevos clientes. Esto va a permitir seguir manteniendo los ingresos correspondientes a las cuotas de socios además de verse incrementados por la contratación de los nuevos servicios.

 

Reinventarse, ofrecer productos y servicios premium y destacar entre el resto de instalaciones de la zona puede ser la clave para salir victorioso y reforzado de esta crisis.

 

En The Swimet somos expertos en biomecánica de natación.

Estaremos encantados de asesorarte sobre cómo sacar más rentabilidad a tu piscina.

 

Contacta con nosotros aquí.

 

 

 

 

facebook
youtube
instagram

¿Qué estás buscando?